FIRMADO EL ACUERDO EN EL SECTOR LÁCTEO

El pasado miércoles 23 de septiembre, todos los integrantes del sector lácteo español, organizaciones agrarias, industria y distribución, estaban llamados a firmar un acuerdo que garantizara su estabilidad y sostenibilidad ante la grave crisis que viene soportando desde hace meses. Finalmente fue suscrito por más de 50 empresas de la industria y la distribución del sector, por las Cooperativas Agroalimentarias y por la organización agraria Asaja. Según la ministra García Tejerina, hay más empresas que se irán sumando progresivamente por haber solicitado su adhesión. Las que quedaron fuera son las dos principales organizaciones agrarias, Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos (UPA) y la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG), que ya habían anunciado su rechazo a un acuerdo que no definiera el precio sostenible para el productor ni estableciera un régimen sancionador para los infractores.

El acuerdo, que entrará en vigor en el plazo de diez días, ha sido calificado de histórico por la ministra García Tejerina, quien no duda de que beneficiará a todos los ganaderos en su totalidad, por el compromiso que supone por parte de la distribución y la industria para favorecer la sostenibilidad del sector. Se trata de un pacto que recoge el deseo expreso de trabajar por la estabilidad y creación de valor en toda la cadena alimentaria para lograr unos precios sostenibles en cada tramo de la misma, pero que no se concreta en un precio remunerador para evitar problemas con Competencia. A este respecto, sólo contempla la próxima constitución de un comité consultivo en el seno de la interprofesional con las asociaciones de la distribución para analizar la cadena de valor y el impacto de la misma sobre los contratos y la planificación de la producción. Igualmente, contempla la redacción de un real decreto en el que se obligue a las industrias a comunicar los precios de cesión a la distribución.

 

En el plan suscrito, la industria se compromete a aplicar contratos con unas condiciones en consonancia con los mercados, a garantizar recogidas de acuerdo con la evolución de las ventas de la industria contratante, y a compartir con los ganaderos la revalorización en los precios que logren con la distribución. Las distribuidoras se comprometen a valorizar la leche y los productos lácteos con medidas concretas que impidan su uso como producto reclamo.

 

Las cooperativas y organizaciones agrarias se comprometen a promover de forma efectiva la constitución de organizaciones de productores que integren a ganaderos individuales y a los socios de las cooperativas de producción láctea, con una vocación genuinamente estructuradora del sector, de manera que integren al mayor número posible de ganaderos y que éstos se comprometan a su vez a comercializar toda su producción y a ceder la capacidad de negociación sólo a las organizaciones de productores.

La ministra García Tejerina eleva a 300 millones de euros la cantidad que se va a poner a disposición de los ganaderos para solventar la crisis. En esta cifra suma a los 25,5 millones recientemente asignados por la Comisión Europea, los 20 millones con los que el Gobierno pretende ayudar a las explotaciones en situación más crítica, y los 250 del adelanto del pago de las ayudas de la PAC.

Escribir comentario

Comentarios: 0