Carta a los Ministros de Agricultura de Francia, Italia y Portugal y a Tejerina 

jlmínguezfotografía
jlmínguezfotografía

La ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, mantiene este viernes una reunión de trabajo con los ministros de Agricultura de Francia, Stéphane Le Foll, de Italia, Maurizio Martina, y de Portugal, Assunçao Cristas de cara a la reunión extraordinaria del Consejo de Ministros de la UE prevista para el próximo 7 de septiembre sobre la crisis del sector lácteo, situación que se está volviendo insostenible para muchas ganaderías que tienen que vender su leche sin cubrir el precio que cuesta producirla.

Ante esta reunión, ayer, jueves, los ganaderos lácteos españoles, franceses y portugueses enviaron una carta conjunta en la que solicitan medidas urgentes para evitar el cierre de “miles de explotaciones”, entre las que exigen un precio “justo” para la leche que cubra los costes de producción, distribuir más equilibradamente la producción en Europa protegiendo sus zonas más desfavorecidas y detener “de inmediato” las negociaciones de tratados de libre comercio que se están llevando a cabo por parte de la Comisión.

Mientras tanto, y con la mirada puesta en esa reunión europea del 7 de septiembre, continúan las movilizaciones por parte de los ganaderos, que ven insuficientes las propuestas planteadas hasta la fecha en las reuniones ante el Ministerio, tales como promover la identificación del país de origen de la leche y productos lácteos por parte de las distribuidoras y el compromiso de las industrias lácteas de hacer contratos con precios de compra que permitan remunerar los costes de producción a los ganaderos, para los volúmenes que venían produciendo hasta el pasado 1 de abril, y promover la implantación de un contrato tipo compraventa de leche en el que se garantice al productor la recogida a un precio que permita sus sostenibilidad. Este punto no exige del gobierno ninguna regularización y deja en manos de la industria libertad para imponer estos precios.

"No estamos dispuestos a aceptar el planteamiento del Comisario Hogan, que defiende que 'el mercado' (la industria) se encargará de orientar una reconversión brutal del sector que expulse a miles de productores”, ha afirmado Miguel Blanco, Secretario General de COAG."La Comisión Europea y los Estados Miembros son responsables de esta situación tras la eliminación de las cuotas de producción y son ellos los que deben adoptar medidas para salvar al sector”, según se recoge en la carta presentada ayer.


Los productores denuncian que el coste de producción de un litro de leche es de 34 céntimos, mientras que la media de lo que se está pagando a las explotaciones se sitúa entre los 28 y los 29 céntimos.


Por su parte, García Tejerina anunció el sábado pasado que el Ejecutivo concederá una ayuda directa de unos 300 euros por vaca para aquellas explotaciones que estén vendiendo la leche por debajo de la rentabilidad. La ministra estimó que esta ayuda podría beneficiar a entre 2.500 y 3.000 explotaciones, y reiteró su compromiso de hacer todo lo que sea legalmente posible, y a la mayor brevedad, para paliar esta situación.

Escribir comentario

Comentarios: 0