Se comercializa el primer queso de leche de cabra pirenaica

La cabra pirenaica, originaria de Europa central y concentrada tradicionalmente en el Pirineo de Huesca, continúa extendiendo su ámbito territorial al tiempo que crece el interés por sus aptitudes lecheras.


En estos días ha llegado al mercado el primer queso elaborado con leche de cabra pirenaica, fabricado en el Valle del Baztán (Navarra), lo que es una buena noticia para el futuro de una raza autóctona que se encuentra el peligro de extinción.


Su explotación, normalmente de tipo familiar y poco tecnificada, está orientada hacia la producción de carne (“cabrito”), aunque durante mucho tiempo la producción de leche constituyó el objetivo principal. El manejo de esta raza es bastante extensivo, si bien, durante el periodo de cría (de octubre a fin de diciembre, generalmente) los rebaños permanecen estabulados.

 

En el año 2000, y ante la disminución alarmante que estaba sufriendo el censo de la raza, un grupo de ganaderos oscenses constituyeron la Asociación Aragonesa de Criadores de Ganado Caprino de Raza Pirenaica para evitar su desaparición y fomentar su cría en pureza. Su evolución ha sido positiva y desde 2012 cuenta con ámbito estatal. Actualmente agrupa a más de 30 explotaciones, la mayoría de Aragón, pero también de Cataluña, Navarra y Castilla y León. Su interés en la gestión y  mejora de esta raza caprina y en fomentar sus productos tradicionales es la que ha llevado a que el censo se haya multiplicado por cuatro y a que por primera vez se comercialice un queso elaborado con leche de esta cabra. Al queso procedente de Navarra, que ya es una realidad, quizá pronto se le unan los originarios de Cataluña, en donde varios ganaderos están realizando pruebas.

Escribir comentario

Comentarios: 1
  • #1

    EDGARR RODRIGUEZ (martes, 13 marzo 2018 20:42)

    QUE BELLA PROVINCIA QUE FUE NAVARRA Y ESPECIALMENTE SU CAPITA PAMPLONA BELLOS RECUERDO DE LOS AÑOS 1998-2000